CALLEJERO

Carla Demark

 

“A esta hora, exactamente, hay un niño en la calle.
¡Hay un niño en la  calle!”. A. Tejada Gómez

Hacía frío, y pensé en él.
Lo supuse atrincherado
sobre su vieja manta de paño.
Lo imaginé tiritando
por un hogar imaginario.

Hacía frío, y pensé en él.
Olía a trapos sucios,
a los baños de la estación de tren.
Sus ojos eran linternas
iluminándolo hacia la nada.
Ojos de barro y estaca
hincando dolor
sobre las miradas que pasaban.

Pasaban y pasaban,
y hacía frío y pensé en él.
Podría tener mi nombre,
dormir en mi cama,
caminar por mí las calles
que él, en cambio, duerme,
mientras hace frío,
y yo sólo, sola,
pienso en él.

Pinchando en la imagen accederás a la web de la autora

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s