Vejestorios

José Pastor González

 

 

 

siempre que veía una treintañera
con un viejo de más de 50 años
que podría ser su padre
no lo entendía
no entendía qué podían encontrar
aquellas preciosidades
en aquellos vejestorios
¿seguridad?, ¿dinero?, ¿amor?, ¿experiencia?
no lo entendía
y sentía envidia
envidia de la buena
de la malsana y rastrera
ahora que soy ese vejestorio
acompañado de una hermosa treinteañera
sigo sin entenderlo
y comprendo a esos jovencitos
que me miran con envidia
con envidia de la buena
y solo pido
que esto dure lo más posible
y que termine cuando empiecen los achaques
y necesite de alguien
que me limpie el culo

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.