Y ASÍ SE CUENTA LA HISTORIA: “Los herederos de Toth”

Ítalo Costa Gómez

 

 

 

Toth es el dios de la sabiduría, la escritura, la música, los conjuros, dominio de sueños, el tiempo, hechizos mágicos y símbolo de la Luna en la antigua mitología egipcia. Es un ser antropomórfico con cabeza de ibis, una pluma y la tablilla de escritura celestial para anotar los pensamientos, palabras y actos de los hombres y pesarlos en su balanza. Llevaba el Ank en una de sus manos.”

Llevo ocho meses en este espacio en Periódico Irreverentes. En esta columna que semana a semana me ha dado tantas alegrías y me ha conectado con muchísimas personas en varios países. En estos más de treinta lunes a su lado me he sentido muy complacido compartiendo con ustedes no solamente mis relatos, sino también mis emociones, mis alegrías, mis preocupaciones, mis elecciones y, por supuesto, mis lecturas. Esta semana la historia no la cuento yo. La regala uno de los integrantes más queridos de esta ‘familia literata’ de la cual soy su oveja negra.

.

El libro que dejo hoy en mi habitación irreverente se destaca por armonizar la polémica cruda y el mundo infantil de manera diferente a los demás. No es simple meterte al mundo de los niños y recitarles poemas o contar sobre ellos una historia. No es nada fácil a menos que cantes canciones para un niño invisible como Miguel Ángel Sanz Chung o que seas Yola Polastri.

[En la feria de cepillín me encontré un lindo piano. Pin pin. Un lindo piano. Pom pom. La batería. Tun tun. La trompeta. Tara tara. La guitarra. Bom bom. El acordeón]

.

Los herederos de Toth” de Estefanía Farias te toca el corazón hablando sobre un grupo muy especial de niños diferentes. Pequeños seres de luz con facultades especiales que muchas personas podrían ver como puntos negros en un lienzo blanco. Desde que empecé a leerlo logré verme dibujado en esos niños cuya personalidad los hacen de su educación y cuidado un verdadero desafío y son internados en un centro especializado para desarrollar sus dones y expandir sus universos.

La narrativa de Estefanía es exquisita. La novela te lleva de un ambiente a otro con extrema facilidad en un paseo que nunca se quiebra de manera abrupta, sino que, con magia y delicadeza, te emociona mostrándote tus prejuicios y eliminando varios, en el mejor de los casos.

Una de las cosas que siempre resalto en un escritor es saber insertar el sentido del humor sin corromper la historia que está contando. Es eso precisamente lo que la autora logra impecablemente y lo que me impulsó a tomarme el tiempo de recomendar este texto a las personas que tan gentilmente ven en mí un amigo.

Déjense llevar por lo que causa la convivencia de estas almas tan distintas de una inteligencia sublime que desafiando lo jóvenes de sus vidas han experimentado más que tú y yo juntos y que le dan al mundo un punto de vista absolutamente distinto y particular que terminas envolviendo y haciendo tuyo. Les aseguro que al terminar de leerlo van a darme la razón y se van a quedar con ganas de más. Con ganas de que el corto sea más largo, como se lo dije a la misma Estefanía.

Esta columna es más que una reseña. Es un acto de agradecimiento por las emociones que me regaló la historia y por el cariño particular que siento por su talentosa autora a la que cada lunes toco la puerta para darle una historia nueva y un beso más.

Una respuesta a “Y ASÍ SE CUENTA LA HISTORIA: “Los herederos de Toth”

  1. Cómo me deleito con este joven y súper talentoso escritor!!! Ojalá algún día cumpla sus sueños❤️❤️

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.