Y ASÍ SE CUENTA LA HISTORIA: “La mitad de la galleta cri-cri”

Ítalo Costa Gómez

 

 

 

Cuando era chiquito no había nada que me conmoviera y alegrara más que un compañero de colegio partiera una de sus galletas y me invitara una mitad. Me parecía más lindo que el que me dé una galletita entera.

Hace poco recordé eso a propósito del comentario de un amigo (muy querido él): “Yo prefiero comprarte una galleta que invitarte una de mi paquete porque te estás llevando el 25% de mi comida.” Qué avaro el puta jajajajajaja, pero es totalmente cierto. Es por eso que cuando alguien partía una de sus galletas, sentía que me estaba regalando el cincuenta por ciento de lo que tenía y yo me moría del amor. ¿Qué puedo hacer? Así soy yo. Le meto romance a todo. Poesía.

Ahora que los años han pasado sigo siendo igualito, pero ahora tengo que tener más cuidado con las galletas de mi gente ya que pueden ser más peligrosas que en esos inocentes tiempos.

Cuenta la historia que me había quedado a dormir en la casa de una amiga medio hippie. A ella le encantaba la onda de la respiración al aire libre, el llamado a la luz del padre Mercurio, la naturaleza y su sabiduría, esa onda. Ella no tomaba pastillas para nada, lo detestaba. Si se sentía mal hacía yoga o recurría a plantas medicinales, ungüentos naturales, cantos ancestrales, en fin. Nada químico. Pasar tiempo con ella era muy interesante, te enseñaba un montón.

De cuando en cuando la vi fumar marihuana y yo la verdad no me hacía ningún problema. No es lo mío porque, cuando la he probado, lo único que me ha hecho sentir es muchísimo sueño y a mí me encanta estar súper pilas entonces no hay vacilón para mí por tanto no le entro. Pero cero problemas con el tema.

Yo amo y respeto al mundo entero para que el mundo entero me ame y me respete a mí.

Estábamos al borde de la piscina que está al fondo de su casa, tras el jardín. Pura paz, pura alegría y energías positivas. Ejercicios de respiración everywhere. Relajus chorus.

-Inhala la paz. Retenla. Sana tu cuerpo. Sana tu mente.
Exhala la ira.
Mentolatum por aquí, té de hierba buena por allá.

Una maravilla de tarde porque yo necesitaba sanar todo. Sobre todo la mente que siempre la he tenido medio cagada. En eso la veo sacar de una mochilita un táper con una galleta grande y se veía bien rica.

-¿Me invitas un pedacito de galleta? – pregunté cándido.
-Toma la mitad, Italito. – dijo ella mientras yo me derretía en amores melosos recordando mi infancia. Me está dando el cincuenta por ciento de lo que tiene, pensé, enamorado totalmente del momento.

Pucha, ñam ñam con la galleta. Me la devoré entera (para variar).

El sabor era un poco amargo. Le pregunté de qué era la galletita y dónde la había comprado.

-Yo la hice ayer, flaquito. Es una galleta mágica. Una galleta cri-cri. Pensé que sabías.

Una galleta cri-cri, me dijo. Ya me cagué. Al rato empecé a sentir que el piso era de esponja y no podía hablar bien. Me trababa y sentía mucho sueño. No me gustaba la sensación. Quería que acabara.

Ha bla ba len to o she.

-¿Cuánto tiempo me va a durar esto? – asustado yo, en cámara lenta.
-JAJAJAJAJAJA JAJAJAJAJAJA… Estás viajando tan rápido. Déjate ir.
-¿Cuanto… tiempo… dura… esta… vaina?
-JAJAJAJAJAJA JAJAJAJAJAJA. – No me contestó nunca. Ella después estaba en Saturno y yo en Marte. No se encontraron coincidencias.

La quería matar. Me duró muchísimo rato y me angustiaba pensar que nunca se iba a ir esa sensación.

Ella ahora no vive en el Perú y siempre me escribe acordándose de la galleta cri-cri y mi pequeño ataque de pánico.

Ni más pido galletas a nadie por más romántico que me suene… me evito cri-crisis.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.