Dos de la tarde

Eliana C. Ramponi

El Túnel (1978)- Paul Delvaux

 

Con mis hermanas esperábamos una hora
después del almuerzo.
La falsa quietud
el sueño de la sobremesa.

La madera del piso crujía
con débiles gemidos
inútiles
inofensivos
incapaces de detenernos.

Afuera el sol torturando a los malvones.
Bebíamos agua de la manguera
como un ritual inocente
porque sabíamos
que una fuerza joven
secreta
nos crecía desde los tobillos
nos dejaba sedientas
corriendo desnudas
doradas
ardientes
hermosas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s