Y ASÍ SE CUENTA LA HISTORIA: “Carta abierta a Martha Hildebrandt”

Ítalo Costa Gómez





¡Hola, comadreeeeeeeee!

¿Te acuerdas que así se decían la Magaly y la Gisela antes que juraran irse del Perú cuando salió electo el lápiz horrendo y después dijeron «pero máaaaaaaaaas adelante»? Me muerooooooooooooo. Yo estoy por hacer una marcha para que no se vaya la Gise, linda me cae, aunque está por estrenar show así que no creo que se las pique jamás. Ay, pero… ¡A ti que te importará la Urraca y la Señito! Perdóname, estoy bien nervioso de escribirte porque tú eres bien brava. A la primerita que no te gusta me sacas los diplomas lingüísticos, me refriegas tus 277 libros publicados y de dos carajos me mandas a sembrar un árbol de paltas para que siempre recuerde lo que provoco: palta. Mala eres conmigo, yo que te quiero tanto. Feo tu corazón y helados tus sentimientos. Por eso me acabo de tomar un pequeño cocktail de alprazolam, diazepam con dos sorbos de agüita de azhar para terminar de escribir sin que se me vengan los hijos.

¡Me caes tan bien! Escribo para darte un par de consejos regios para que vivas esta etapa a plenitud y de paso para que veas la luz con un poco de humor, sweetheart. Así como te reías con el Marco Aurelio mientras desasnabas al pueblo peruano.

First of all, te veo bien peleada con los quechua hablantes desde hace cuchucientos años. No veo reconciliación. Nooooooooo, mi amor. El Perú ha cambiado, ya no es el mismo de cuando presidias el Congreso – raaaaaagia con tu banda, toda culturosa y naranjuda -. Ahora somos bien inclusivos. Al primer don nobody que vemos en la calle le damos un Ministerio y las membresías del Regatas ahora cuestan cinco soles. Puede entrar hasta la Sigrid con bomba en mano y nosotros nos hacemos los cojudos. Besito aquí, besito allá. Te mueres. Yo he tenido que ir a terapia de electroshock para entender sin derrumbar mi moral. Ahora te toca a ti. Es momento de paz, momento de amor, que toooooodooooos duerman rededoooooor. Ay, como la Navidad. ¡Qué lindo! Así que mañana mismo sacas un par de palabras de Google, respiras, apretado el asterisco y nos explicas a todos qué significa. Uy, los cagas a todos. Te van a amar más que a mí. Vas a tener nuevos fans de edades menos imponentes y así perdurará tu legado, que no es cualquier huevada tampoco. Gente de mierda, digoooooooooo yo. Pero las nuevas eras son las nuevas eras y hay que saber adaptarnos, my dear. Hasta El Comercio saca artículos en quechua y el himno y todo. Yo hago como que leo y pongo cara pensativa aunque no entienda ni mierdaaaaaaaaaa. Ayúdame.

¿Qué me dices del Congreso?. Hermana, Hemiciclos los de tus tiempos, no no hagamos tarugos como decía el Chespirito. Ando deprimido con el tema que te mueres; con eso y con los poetos en la FIL. Para pegarse un tiro, de los que matan, digo. No de los divertidos.

Bueno, te dejo que ya va empezar el programa del Federico Salazar. Su hijo también me cae bien. Ahora resulta que será papá. Mira, tendrán el carisma de un saco de camotes, pero tienen una nariiiiiiiiiz. Dios mío. Me encienden las hormonas y se me va todo el sueño. Te los recomiendo. Son mi new porno.

Suerte, literata de la literatura literaaaaaaaaaal. Me muero. Me muero sin ti.

Love,
Ítalo.

PS. Si aún no te amistas con tu hermano César te recomiendo ir al talk show de la Andrea Llosa. No sé si los amiste, pero sí o sí les hace prueba de ADN para ver si realmente son familia, carajo. Besito.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.