VIOLONCELLO

Miguel Rubio Artiaga

Interior with a Cello-Carl Wilhem Holsøe (1863-1935)




Tengo un corazón
de violonchelo
su sonido grave
y sus notas de ogro bueno
de consejo de padre
tierno a la vez y serio.
El dulce desgarro
y el triste lamento.
El desespero del llanto
el resurgimiento
como un trueno domesticado
y un rayo contento.
que suena al ser rasgado
por un arco hechicero.

Tengo el alma de un chello
que siempre me va llevando
a cerrar los ojos abiertos.
Y me voy viajando
a los valles de los sueños
y allí junto al lago
me convierto en viento.

Suenan a su ritmo
la levedad de la niebla
el compás de los latidos
y el torrente de las venas
como un torbellino.
Y te sube
y te baja.
Te lleva donde las nubes
no pueden subir mas altas.
Notas como tus brazos
se convierten en alas.
Y vuelas
y te sube
y te baja.

2 Respuestas a “VIOLONCELLO

  1. Eres suave brisa que acaricias el alma con tus letras. Y hasta creo oi tu musica en cada verso.
    Sublime. Gracias pater

  2. Un corazón que suena al compás del sentimiento. Se vuelve chello cantor o bombo según el momento. Hermosas tus letras Miguel !!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .