Muros

Miguel Rubio Artiaga







Muros por todos lados,
rodeándonos, mirándonos,
formando laberintos.
El Mundo entero es un muro.
Dentro de nosotros mismos,
cerebros alambrados,
espinos de miedo fuego
y corcentinas como cuchillos.
Fronteras haciendo de murallas,
fronteras dentro de las fronteras,
tapias que separan
las sangres iguales,
divididas por líneas impuestas.

Ideas amuralladas,
parapetos contra la Libertad,
con sus centinelas
armados de dogmas
e historias implantadas.
Muros contra la pobreza,
tabiques insonoros
que no dejan oír los lamentos
del sufrimiento y sus quejas.
Cemento mezclado
con arena y lágrimas,
adobe de intolerancia
que supura por las grietas.

Muros que se sostienen
sobre cimientos de espadas,
lienzos de intereses
apoyados en guerras.
¡Mortajas medianeras
frente a frente!
¡Qué pena de trocear la tierra
para dividirla en jaulas!
¡Paredes y más paredes
sin puertas abiertas
y las ventanas cerradas!

Cortafuegos sin incendio
que atajar,
paravientos sin viento
que detener.
Pura tramoya inventada
de figuras de cartón piedra
formando un baluarte
donde hasta los sueños
van detrás de una bandera.

Muros hechos para fusilar
no para ser espaldera
de un sencillo jazmín
o una elegante rosaleda.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .