Entrevista a Ignacio Mª Muñoz por “Crónica de ausencias y de la luz y del olvido”

Marta Linde de Tacna

 

 

“CRÓNICA DE AUSENCIAS Y DE LA LUZ Y DEL OLVIDO” (editorial Cuadernos del Laberinto, Madrid) es el libro de poemas con el que Ignacio María Muñoz nos da a conocer su obra más personal. Gracias a la poesía el lector conoce el alma del poeta, llega certeramente a su estructura interior, que se despliega en versos para arropar nuestras lecturas. En este poemario, Ignacio María Muñoz nos habla de dolor que acompaña al ser humano, de la capacidad de amar y del misterioso túnel de la muerte ignota.

“CRÓNICA DE AUSENCIAS y DE LA LUZ Y DEL OLVIDO” nos ofrece poemas tan hermosos como este:

TANTO ORO SOBRE LOS CUERPOS
derramado,
tanto fuego en besos avivado…
Hasta que se heló el manantial
de su boca
y se detuvo el vuelo
de su mano
en un abrazo insatisfecho.
Y todo quedó en suspiro,
en ausencia de su tacto,
en el rumor de su pelo,
en el eco de mi llanto.

Y a lo largo de sus páginas asistimos al encuentro entre apreciaciones distantes que se tocan inevitablemente: vida-muerte, amor-olvido, emoción-racionalidad. En suma un manual de existencia (Hoy hay aún recuerdo/ —sólo recuerdo—,/ cuando quizá mañana haya sólo vida/ —o, por fin, vida.)

 

Aplaudimos la llegada de este nuevo poeta y agracemos a su editorial, Cuadernos del Laberinto, que nos lo haya dado a conocer.

 

 

1.–¿Es este un libro muy intimista, muy sincero en el sentido de que trata, sobre todo, de emociones?

Sí, puede decirse que es un libro sincero, en la medida precisamente en que saca a la luz sentimientos muy profundos. Lo que pasa –aunque sea paradójico– es que en este contexto la sinceridad no concluye necesariamente en una única verdad, monolítica e inconmovible; precisamente porque los sentimientos de una persona son evolutivos, y sus reacciones a estímulos idénticos o parecidos a lo largo de la vida pueden ser distintas; y aun diametralmente opuestas. La sinceridad está en el propósito, no tanto en el resultado.

 

2.–La poesía puede definirse como el género literario más íntimo y revelador del autor. Sin embargo, como en todas las artes, debe tener en cuenta al receptor del mensaje (el lector). ¿Cómo afecta esta entelequia a su manera de escribir?

Cuando escribo en clave de intimidad, pesa más la necesidad de contarme que el deseo de que me comprendan. En cierto modo, se altera el proceso normal de la comunicación, pues se desequilibra a favor del emisor y de su mensaje. Esto no significa que el lector no me importe, sino que me gustaría considerarlo más un cómplice, en la medida en que él mismo  pueda verse reflejado, como en un espejo, en lo que lee. Quizá no se trata tanto de que el lector “entienda”, en el sentido clásico,  lo que lee, como de que lo haga suyo. En definitiva, el poético es un pensamiento diferente al lógico-científico, y el proceso de comprensión asociado también lo es. Lo mismo que diferenciamos entre “aprender” y “aprehender”, propongo que lo hagamos entre “comprender” y “comprehender”.

 

3.–¿Podemos afirmar que su poesía es autobiográfica?

Me atrevo a decir que todo lo que un escritor escribe –en el género que sea– es autobiográfico, pues nada de lo que cuenta puede ser ajeno a su propia vida. Y hay muchas maneras de adquirir experiencias: protagonizarlas, presenciarlas, presentirlas, simplemente soñarlas… La vida es la suma de todas esas experiencias.

 

4.–¿Cómo surge la primera idea, el germen del que parte un poemario?

Cuando se releen poemas escritos a lo largo del tiempo es más que probable que sea posible agruparlos en torno a temas comunes, ideas más o menos recurrentes. En mi caso, al menos, más que una idea germinal, hay una idea nuclear, que permite interpretar un grupo de poemas en una misma clave.

 

5.–¿Por qué ha estructurado el libro en dos grandes bloques si la temática (el amor, el dolor de la existencia y el enigma de la muerte) es la misma en ambos?

Es cierto que ambos bloques comparten temas como los que menciona; pero también que el primero pone más énfasis en el amor y en el dolor por su ausencia, y el segundo lo hace en el sentimiento del olvido y  en su relación con la muerte. De hecho, son dos libros diferentes, escritos en momentos diferentes de mi vida. Mi propósito inicial era darlos a conocer por separado, pero la editora me convenció de que ya que había una cierta coincidencia temática entre ambos, podrían ser publicados en un solo libro, dejando constancia de la identidad de cada poemario.

 

 6.–Además de poeta, es usted novelista de género negro. ¿Cómo combina géneros tan diametralmente opuestos?

Es cierto que “Partido de vuelta” se articula alrededor de una investigación policial; pero no es estrictamente una novela negra. Prefiero resaltar de ella  que trata del deseo de venganza; de una venganza obsesiva, más bien. Por otro lado, escribo novelas de otros géneros: “Mañana ya no es fiesta” cuenta el proceso de “pérdida de la inocencia” de un joven que ve cómo sus ideales de juventud van amoldándose a las circunstancias de la vida, que acaban por hacerle acomodaticio y cínico. Contado con el trasfondo de la transición política y económica de España, desde mediados de los setenta a mediados de los noventa. Y “Mía” es una novela sobre el maltrato a la mujer como patrón repetido en diferentes momentos de la Historia (finales del siglo XIX, años cincuenta del XX y la época actual).

 

7.–Todo el mundo comprende lo que es la poesía, pero casi nadie se atreve a definirla. ¿Cómo lo haría usted?

No deja de ser significativo que, etimológicamente, poesía tenga que ver con engendrar o dar a luz, porque para mí tiene mucho que ver con eso: es el proceso de fertilizar un sentimiento con una palabra con el fin de alumbrar una imagen.

 

8.–¿Qué aconsejaría a los jóvenes que comienzan a escribir poesía?

Que no tengan miedo. Si se deciden a escribir poesía tienen que perder el pudor, no tener miedo a desnudarse emocionalmente. Y que lo hagan buscando un lenguaje propio, una voz distinta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.