¨Frente al abismo¨ de Lucas Berruezo

Ediciones Erradícame

 

 

1.—¨Frente al abismo¨ de Lucas Berruezo (Ediciones Erradícame, 2017) es un conjunto de 15 relatos, todos ellos inquietantes, algunos demoledores, ¿de dónde nacen estas historias, estos personajes tan peculiares? 

Es una pregunta difícil de responder. Para ser honesto, no lo sé. Las historias simplemente aparecen. Generalmente, al menos en mi caso, el disparador es la combinación de la misma realidad con una imaginación un tanto desbocada: algo que vi, una anécdota que escuché, una noticia que leí en el diario, cualquier cosa puede desencadenar una historia cuando uno imagina posibilidades. Por ejemplo, el relato “El juego” se me ocurrió después de pasarme horas y horas jugando al solitario en la computadora. Mi intención era alcanzar un puntaje específico y, como no lo lograba, seguía y seguía jugando, sin importar que al otro día tenía que ir a trabajar. Entonces me pregunté qué pasaría si ocurría una emergencia. ¿Dejaría de jugar, o simplemente me haría el desentendido hasta alcanzar mi objetivo? En ese momento nació el cuento. Supongo que la pregunta “¿qué hubiera pasado si…?”, aun formulada inconscientemente, me funciona bastante bien. Y con respecto a los personajes, la realidad es todavía más influyente. Me gustan los personajes normales, corrientes, como cualquiera de nosotros, y para lograr plantear personajes semejantes mi vida cotidiana es una fuente inagotable de inspiración.

 

2.—¿Por qué ese título para el conjunto: Frente al abismo?

Cuando escribo siento que me enfrento al abismo, “mi” abismo. Es una manera de poner en juego mis obsesiones, mis miedos, mis monstruos. La idea de estar frente al abismo tiene que ver con enfrentar la oscuridad, mirarla de frente y, ojalá, salir ileso de esa experiencia. En mi vida tuve que enfrentarme al abismo en varias ocasiones: con mi esposa perdimos un embarazo que casi le cuesta la vida; perdí a mi padre de manera abrupta por culpa del cáncer; yo mismo tuve cáncer (fui diagnosticado prácticamente un año después de la muerte de mi padre). El abismo se volvió frecuente en mí. Imagino que la escritura me ayuda a mantenerlo a distancia. Siempre me la paso imaginando tragedias, barbaridades. No porque quiera, sino porque me sale. Ojalá algún día pueda cambiarlo. Pero si no hago algo con lo que imagino, termino incorporándolo a mi vida diaria. Escribirlo me permite sacar todo eso afuera. Mientras el abismo esté ahí, adelante, significa que todavía no caí en él. Por eso, el título “Frente al abismo” no sólo tiene que ver con las historias, sino también con mi vida.

 

3.—¿Qué fue lo más difícil a la hora de escribir los relatos que forman parte de este libro?

No siento que la escritura sea difícil. Sí puede ser ardua, y soy una persona que relee mucho y corrige mucho, pero no siento que me cueste. Ojo, eso no significa que salga siempre bien. Pero sale. Generalmente, las historias fluyen, salen como si ya existieran en otra parte y yo sólo me ocupo de transcribirlas. O al menos eso suele pasar la mayoría de las veces. Como siempre digo, al menos en lo que a mí respecta, lo difícil no es escribir, sino encontrar el tiempo y las energías para hacerlo.

 

4.—¿Cómo te enfrentas a la creación de uno tus relatos?

Con alegría y entusiasmo. Me gusta escribir, me divierte. La paso bien. Volviendo a la pregunta anterior, si me resultara difícil, si fuera un trance angustioso, no lo haría. Me dedicaría a otra cosa. A veces escucho a escritores decir que escribir les duele, les genera inquietud, los quiebra. A ellos les diría que, entonces, se dediquen a otra cosa. La vida es de por sí demasiado dura como para elegir una vocación que nos vuelva todo más difícil. Hay muchas ocupaciones que podemos elegir. Si escribir no hace de tu vida algo mejor, entonces dedicá tu tiempo a algo que sí lo haga. En mi caso, escribir me hace bien. La vida me duele menos cuando escribo. Esto puede sonar contradictorio en relación con lo que dije antes, con eso de enfrentar al abismo con la escritura, pero en realidad no lo es. Enfrentar a los monstruos es liberador, y la libertad genera plenitud, alegría. Por eso, para mí escribir es romper las cadenas, pasarla bien, recordar que la vida está buena.

 

5.—¿Que hay de Lucas Berruezo en sus textos?

Siempre digo que en mis relatos está lo peor de mí expresado con lo mejor que tengo. En ellos están mis miedos, mis obsesiones, mis inquietudes, mis monstruos, pero también lo mejor que puedo dar, el fruto de mis esfuerzos, mi pasión, mi amor… ¿Qué hay de Lucas Berruezo en los textos? De alguna manera, los textos “son” Lucas Berruezo, como también espero que sean los lectores. Todos somos diferentes, pero los dilemas muchas veces son los mismos, o al menos parecidos. Por eso, quien quiera conocerme tiene que leer mis historias. Y ojalá sirvan no sólo para que el lector me conozca, sino para que también se conozca un poco más a sí mismo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.